En una época en que en el mejor de los casos muchos trabajos han quedado en suspenso cuando no han desaparecido, la necesidad de formarse se ha constituido en elemento imprescindible para la orientación de la vida laboral; en la mejor estrategia para la necesaria actualización de competencias y habilidades, en el mejor activo para la vuelta al mercado o para la permanencia en él. En este sentido, la formación online en sus innumerables formas ha despuntado como la mejor de las opciones dadas las especiales circunstancias que nos ha tocado vivir.

No podemos olvidar además, que con anterioridad a la pandemia, este tipo de formación ya había vivido un fuerte crecimiento apoyada en la proliferación de herramientas tecnológicas y digitales que lo facilitaban. Según un estudio de la Universidad de La Rioja, la educación on line había crecido para 2020 un 900% en el mundo desde el año 2000. Mientras el Ministerio de Educación de España, cuantificaba en 128.000 los alumnos que cursan Bachillerato y Formación Profesional en modalidad online.

La formación online se valía y lo sigue haciendo de dos factores esenciales que marcan su éxito: el tiempo limitado de los usuarios que ven en la flexibilidad de este tipo de opciones el encaje perfecto con un escenario de horarios apretados y pocos momentos para la formación y por otro lado su fuerte atractivo económico, con cursos, programas y masters en muchas ocasiones en formatos más económicos cuando no gratis.

La pandemia, un catalizador

En este sentido, el COVID 19 solo ha venido a apuntalar una tendencia imparable. Desde que comenzó la pandemia en España, plataformas como Google o Emagister han comprobado un incremento de las búsquedas relacionadas con la formación online y a distancia triplicando los datos anteriores al confinamiento. En este contexto, nos hemos visto bombardeados por publicidades de masters milagro modelo PowerMBA o hemos descubierto formatos de cursos/ponencias de los más variados temas en herramientas como los webinars o similares.

Alchimie y Vaughan con esta tendencia

Nada es más clásico en España cuando hablamos de formación que la formación en idiomas. Alchimie, siempre atenta a las tendencias de mercado, ha aprovechado este especial momento para cerrar un acuerdo para el desarrollo de un portal de VOD con Vaughan, la más reconocida escuela de inglés en nuestro país.

Así nace Vaughanplay.tv, la plataforma de VOD de Richard Vaughan y su equipo de profesores en colaboración con la experiencia y el conocimiento técnico, de producción y de marketing de Alchimie.

Una plataforma de video en calidad HD, con los más reconocidos programas de Vaughan, con acceso multidispositivo, que permite al usuario disfrutar el servicio a través de todas sus pantallas simultaneando el acceso hasta con tres cuentas y con un precio imbatible de 4,99 Euros al mes. Además, para que el usuario tenga la garantía de la calidad de lo que contrata ofrece la posibilidad de probarlo gratuitamente durante una semana y la opción de darse de baja en cualquier momento.

Contenidos video destinados a los principiantes con un foco muy claro en las situaciones cotidianas, su Curso Rumbo al Inglés 2.0 donde el usuario se convierte directamente en alumno de un curso personalizado, o programas específicos como sus canales en video para directivos, sus contenidos de marketing o sus cursos de inglés financiero y contable.

Una vez más una oferta inmensamente atractiva creada desde Alchimie al calor de las necesidades más demandadas del momento.